Categorías
Sin categoría

Las pulidoras Rupes y su sistema Big Foot

La empresa RUPES, fundada en 1947 tiene una historia muy amplia llena de desafías, ideas y éxitos a nivel internacional. Se apuesta constantemente por la investigación y el desarrollo, y está totalmente orientada a mejorar el funcionamiento de todos los productos que fabrican. El enfoque que esta empresa hace del diseño y la fabricación de sus productos han logrado que estos cumplan siempre con las normas de salud y seguridad, y son de lo más cómodos para los trabajadores. RUPES siempre se encuentra cerca de los clientes, teniendo una red de ventas muy bien establecida , respondiendo siempre a todas las necesidades que demanda el mercado. Esta marca tiene cobertura completa precisamente de estos mercados internacionales principales, haciendo que su sistema haya llegado a todo el mundo y les proporcione unas soluciones satisfactorias.

En esta empresa también se han encargado de crear el sistema Big Foot, un diseño único dentro del mundo de las pulidoras, y que se ha convertido gracias a los resultados finales magníficos que garantiza, en la solución ideal para cualquier persona que esté intentando encontrar el acabado perfecto, ya sea principiante o profesional. Tanto la falta de vibración como su balance han conseguido que el operador tenga un control completo y pueda maximizar las maniobras de la herramienta mientras se está llevando acabo el pulido. Incluso aquellas zonas a las que es mucho más difícil llegar ( bordes, esquinas, contornos, etc.) con este producto son muy sencillas de manejar, ya que se puede utilizar el operador. Este emplea un movimiento constante que proporciona una comodidad enorme durante su uso, y fue sin duda un aspecto fundamental que los técnicos RUPES tomaron en cuenta en los estudios que realizaron en cuanto al funcionamiento del producto se refiere. Su diseño único, así como un enfoque que está concentrado exclusivamente en la ergonomía han conseguido crear una herramienta ligera y fácil de utilizar, además de tan estable que tiene las características necesarias para lograr acabados de gran calidad.

La obtención de una superficie que se encuentre bien pulida, en un tiempo bastante reducido de tiempo, es uno de los objetivos principales que tiene el proyecto de Big Foot. El pulido tradicional requiere, por norma general, el trabajo de un técnico experimentado. Esto, además de llevar bastante más tiempo debido a las diversas técnicas que hay que emplear ( pulido, lijado, etc.) también puede suponer un coste añadido de dinero para los usuarios. Por este motivo, Big Foot consigue simplificar el proceso de pulido, de forma que se reduce de manera considerable el tiempo y se termina produciendo un resultado de lo más satisfactorio en un único paso. El movimiento orbital aleatorio que posee este sistema innovador es el que se encarga de la eliminación de los hologramas, de forma que ya no se necesiten los pasos post-pulido que se utilizaban tanto en los métodos tradicionales.

Big Foot proporciona una gran cantidad de ventajas de las que carecen el resto de sistemas de este tipo. Se puede ahorrar hasta un 40% de tiempo y menor consumo del producto, además de la energía, si se compara con las pulidoras de toda la vida. Incluso las personas menos familiarizadas con este mundo serán capaces de manejarlo, debido a que es muy sencillo de utilizar, y los resultados finales en los acabados en cuanto a brillo y profundidad de color son difíciles de conseguir por cualquier otro producto de este tipo. Tampoco se puede olvidar que se puede aprovechar cualquier superficie al 100% debido a que la temperatura superficial tan baja que se consigue con el movimiento rotorbital, logra que no se superen los valores límite, de forma que no se pueda quemar el barniz. Esto no ocurre con las pulidoras tradicionales, y por eso es otro motivo de peso para empezar a confiar en los resultados que garantiza Big Foot, ya que han terminado demostrando con creces que son una de las mejores alternativas del mercado actual.